1/3/19

La magia de los parques



Todos tenemos un parque que nos traslada a nuestra infancia, el mío era " Jardines de Viveros ", en Valencia, allí pasaba todas las mañanas con mi abuelo bocadillo de almuerzo en mano.

Recuerdo que me lo consentía todo y cuando digo todo os aseguro que no exagero, era sin duda el mejor momento del día cuando venía a recogerme y bajábamos a inventar mil historias que todavía viven en mí.

Poníamos nombre a todos los animales, visitábamos el lago de los patos, echábamos de comer arroz a las palomas y me prometía que si me comía el bocadillo ( o al menos un trozo ) me compraría un dulce, esto último pactábamos que era secreto.

Aquí no tenemos a los " abus " cerca pero intento que Hugo crea que es " su parque " y que un día lo recuerde con tanto cariño como yo al mío.

Que cuando crezca siga sintiéndose niño allí.

Alguien me dijo.. :

" Encontrarás mucho más en los bosques que en los libros; los árboles y las piedras te enseñarán lo que nunca aprenderías de un maestro ".

Yo tuve la suerte de aprender en un " parque-bosque " que además tenía el mejor maestro: MI ABUELO 

Cuando partió hace diez años dentro de la fragilidad del momento me sentí fuerte porque cada minuto que pasaba sin él una historia nuestra acudía a mi cabeza, porque por las noches recordaba todo lo vivido y me despertaba con una sonrisa.

No creo en el cielo, pero sí en la energía que las personas dejan en nosotros a través de nuestras vivencias con ellos y la que él me dejó era tan bonita y brillante que me acompañará en cada momento de mi vida.





Poupeé Chic: abrigo

Zara: jumpsuit

Adidas: zapatillas vía Spartoo

Hugo:

Vertbaudet: abrigo y jeans

Coco Aqcua: jersey

Biomecanics: zapatos 





No hay comentarios: