9/10/18

Cómo me organizo ?


Muchas me preguntáis como logro sobrevivir a la maternidad en otra ciudad sin ayuda de los abuelos, sin guardería y trabajando.

Quiero puntualizar que trabajo desde casa porque de lo contrario el tema sería muy diferente y Hugo iría a la guardería, pero también quiero reivindicar que trabajar desde casa no es ningún " chollo ", nunca se desconecta y la productividad es relativamente baja porque el tiempo no se aprovecha de la misma manera.

Si bien es cierto que podría llevar a Hugo a la guardería para rendir el doble, me da muchísima pena y por el momento sigo descartándolo, sé que sería muy beneficioso para su desarrollo estar con otros niños pero aún así voy a alargar esta etapa un poco más.

Aprovechando el tema quiero quitarme el sombrero ante todas las amas de casa que hacen uno de los trabajos más duros y menos considerados que hay y yo como buena ignorante no me había dado cuenta, hasta ahora, de lo mucho que hacen por sus familias, sin ellas nada sería posible.

Volviendo al tema de la organización deciros que no ha sido fácil establecer una rutina que me permita como buena perfeccionista hacer todo sin morir en el intento.

Por este motivo voy a enumerar cosas que he cambiado en mi día a día  para lograr una cierta organización:

1- Hacer la compra online

No sabéis lo que me ha costado admitir que ir al supermercado con Hugo era perder mucho tiempo, algunas me diréis que no veo la mercancía y tenéis razón, pero por suerte ya me conocen y les especifico un poco más a la hora de totalizar la compra, escoger un supermercado de calidad es fundamental para obtener un buen servicio posventa, no obstante me reservo algunos productos que en cualquier recado puedo comprar.

2- Apagar el teléfono 

Esto es algo que hago durante muy pocas horas pero si las suficientes para evitar que entorpezca la realización de tareas que requieren una cierta concentración.
Contestar a asuntos que no son de vital importancia en último lugar, parece una tontería pero ya sabéis lo que puede distraer un whatsapp !

3-  Lo primero el orden

Sé que sería mejor darme un buen desayuno para empezar bien el día, pero prefiero hacerlo una vez tengo la casa arreglada y a Hugo desayunado y cambiado, así dejo tiempo para que un vaso de agua con un poco de limón haga su efecto y así disfruto del desayuno en un ambiente acogedor mientras repaso el orden de trabajo para ese día.
Un buen truco para ordenar es ser fanática del minimalismo en decoración y muy importante no escatimar en la mejor escoba eléctrica del mercado !

4- Permitirse cinco minutos al levantarse

A este punto me gustaría añadir que no vale estar en pijama todo el día, lo importante es estar cómoda por casa pero sintiéndose bien con una misma, no soy de las que se maquilla pero tampoco de las que se deja, hay ropa cómoda, elástica muy bonita y ponerse una cremita hidratante y un buen contorno por las mañanas es cuidarse.

5- Hacer una lista de comidas 

Este punto me ha llegado a salvar la vida, organizo mejor la lista de la compra, economizo y me aseguro de comer sano, también me permite dejar comida preparada para ahorrar tiempo después. Ni que decir tiene que me estoy haciendo una experta en recetas sanas y rápidas que comparto con vosotros.

6- Permitirse una hora al final del día

A veces no es posible o no es una hora sino cinco minutos, pero me recuerdo que son míos y trato de coger aire tumbarme en mi esterilla de masajes y no pensar en nada. Os digo lo mismo que por la mañana, una buena crema, sérum y contorno son un gesto de bondad hacia nosotras y nuestro esfuerzo.

7- Priorizar y saber decir NO

Punto muy importante tanto a la hora de escoger una colaboración o comprometerme demasiado si va a suponer un sacrificio de otras labores prioritarias.
Evidentemente que el beneficio compense el coste !

8- Comer a la vez que Hugo

No siempre es fácil, pero lo intento, de lo contrario Hugo quiere picar y es imposible comer con calma, es un glotoncete al que no le gusta mirar aunque haya comido antes.

9- Aseo y rutina del bebé a la misma hora

Inamovible porque Hugo se relaja de cara a dormir y nos va fenomenal que sea justo antes de su cena.

10- Trabajar mientras duerme

Punto fundamental si quiero concentración, aprovecho sus siestas para redactar, las RR.SS ya son otra historia imposible que todavía no controlo ( ni controlaré ).

Estoy intentando lograr que juegue mientras adelanto trabajo que no requiere tanto silencio pero estoy a años luz de conseguirlo porque demanda ( y es normal ) mi atención, así que no me queda más remedio que aprovechar el fin de semana para todo lo que no llego.

Para acabar quiero añadir que no siempre es posible todo, ni en todos los casos, cada maestrillo tiene su librillo y somos humanos, hay días caóticos y días más llevaderos en este mundo imperfecto de la maternidad.


No hay comentarios: