23/3/18

Aceptar la maternidad


Desde que nació Hugo he escrito mucho sobre este tema, la maternidad conlleva muchos cambios y uno de ellos es el escaso tiempo con el que de repente nos encontramos para nosotras ( hablo de nosotras pero los papis también los sufren ), primero nos topamos con un cambio evidente en nuestra figura y con un bajón hormonal ( eso si que no les pasa a ellos ).

Cambios físicos y psíquicos que nadie nos había advertido o que hasta que no se viven no se entienden del todo, nuestro bebé es lo más importante y sacarlo adelante es nuestra prioridad, pero no nos engañemos... llega un momento en el que queremos " reencontrarnos " y sentirnos bien, vernos guapas.

El primer post que escribí fue una especie de grito porque no me sentía cómoda, más adelante me fui adaptando y encontrando mi nuevo estilo, ocho meses después del parto ya puedo decir que aunque sigo sin tiempo, he comprendido que es muy importante redefinirse.

Muchas me preguntáis como lo he conseguido y realmente no he hecho nada extraordinario, habéis ido viendo como he vivido el cambio desde aquel " grito " inicial ( física y psicológicamente ) y no sé si habéis notado que tan sólo ha sido un cambio de actitud.

Acepté que mis hormonas no estaban en su mejor momento y dejé que el tiempo se encargara de hacer su trabajo, asumí que los cólicos no podían durar eternamente y al tercer mes respiré más tranquila, no me forcé a ir de compras porque entendí que era pronto para saber como iba a reaccionar mi cuerpo y disfruté de Hugo.

Todo ha sido cuestión de paciencia y confieso que me he dejado llevar, la maternidad me ha cambiado, por supuesto, pero tan sólo ha sido una adaptación a mis nuevas necesidades, una actitud minimalista me ha ayudado a simplificar y a conseguirlo.

Me sigue gustando la moda pero ahora soy más básica, me apoyo en mi pareja para sacar esos momentitos tan necesarios de ocio y para trabajar desde el ordenador en el despacho.

Otra cosa que me ha ayudado mucho es gestionar mi trabajo de nuevo porque me gusta no considerar ser mamá como único trabajo, tengo la suerte de poder compatibilizarlo y espero que algún día todos los trabajos estén a la altura de la maternidad, porque la mujer necesita ser madre pero también si lo necesita ser independiente y sentirse realizada a todos los niveles que considere.


Total look Zara

Anillo: Pandora

Bolso: Ralph Lauren vía Spartoo

1 comentario:

The Magic's World dijo...

Ser padres es algo que hace cambiar mucho, en el caso de madre además hay que sumar el embarazo y todos los cambios hormonales y físicos que conlleva. Yo sinceramente no se si llegaré a ser madre algún porque a mis 33 años no estoy dispuesta a aceptar la maternidad y todas las cosas que conllevan. Me alegro mucho que hayas podido conseguir reestructurar tu vida y poder sentirte lo independiente y llena que necesitas ;)
Miauuuuubesitos guapa!!!