23/10/15

Estudio de 40 m2


Vivir en 40 m2, sin que falte detalle, es posible si el espacio está bien distribuido, es diáfano y se escoge el material y mobiliario adecuado.

En este impresionante ático-estudio lo han cumplido a la perfección. 

La luminosidad se consigue con una claraboya en la entrada, paredes pintadas de blanco, balcones y sencillas luces muy bien repartidas.

La calidez como podemos ver la aportan las vigas, el suelo, y la sobria ( pero acertada ) decoración que rompe con el blanco como en todo buen y estudiado estilo nórdico.

El elemento que más me llama la atención y agrada es la chimenea, los troncos apilados al lado de la misma, la alfombra y el sofá de piel marrón le dan un toque muy acogedor al ambiente.

El sofá separa discretamente dos zonas bien diferenciadas, la de descanso y la cocina, y las plantas dan frescura a cada rincón.





















Viviríais en un espacio así ? Os ha gustado ? Espero que así sea ;).

Mil besos !!!